Ponen tras las rejas a pareja de extranjeros acusada de traficar cocaína y pasta base

Una investigación que se extendió por dos meses, comandada por la Brigada Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado (Brianco) de la PDI y el Ministerio Público, logró desbaratar a una banda criminal compuesta por una pareja de ciudadanos extranjeros que estaba dedicada, presuntamente, al tráfico de drogas en Punta Arenas, logrando incautar por quinta vez en los últimos 25 años pasta base en el territorio más austral.

El procedimiento clave fue las intercepciones telefónicas, con las cuales se habría podido establecer que el dominicano Francisco Vargas Batista y la boliviana Alejandra Saucedo Vaca, ambos de 38 años, comercializaban este tipo de sustancia ilícita altamente nociva para la salud de la población, por lo cual fueron detenidos y trasladados hasta el Juzgado de Garantía, donde fueron formalizados.

Según relató el fiscal Manuel Soto, el ente persecutor teniendo información de que estas personas estarían dedicadas a esta actividad delictual y empleando herramientas y técnicas de investigación, se logró recabar antecedentes suficientes que permitieron vincular a los imputados en el ilícito, quienes comercializaban constantemente clorhidrato de cocaína y pasta base de cocaína en estado sólido, denominado crack.

Distribución
de la droga

Las ventas habrían sido concertadas principalmente de manera telefónica u otras aplicaciones de mensajería, trasladándose los acusados a diferentes lugares de la ciudad previo acuerdo con sus compradores, entregándoles la sustancia ilícita debidamente dosificada.

A las 11,50 horas del miércoles, funcionarios de la PDI ingresaron al domicilio de los imputados                                                                 en una parcela de la prolongación de la calle Capitán Guillermos, encontrando al interior de la vivienda diversas bolsas dosificadas con 200 gramos con clorhidrato de cocaína y otras contenedoras de 9,92 gramos de pasta base, además de 613 mil pesos, tres balanzas digitales, múltiples celulares, una pistola de aire comprimido, frascos de creatina, que es una sustancia química utilizada para abultar la droga, entre otros elementos propios para el tráfico que fueron incautados.

A solicitud del fiscal a cargo, el juez Juan Villa impuso la prisión para ambos acusados.

Cabe señalar que la última vez que ingresó pasta base a Punta Arenas fue el 24 de enero de 2016, siendo la droga detectada por Aduanas. Antes, en enero de 2012, una mujer identificada como Carmen Reyes Muñoz fue encarcelada tras ser arrestada en el aeropuerto tras llegar a la región con dicha droga.

La Prensa Austral

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*