Malestar existe en la comuna por la falta de una piscina terapéutica

La que se construyó hace tres años no se puede ocupar por deficiencias en la obra

Obligados a viajar a Punta Arenas se encuentran los pacientes que requieren realizar su tratamiento de rehabilitación en una piscina terapéutica, debido a la falta de esta infraestructura en la comuna.

Hace tres años, se debía haber entregado al uso de quienes lo requieran la piscina terapéutica del Centro de Rehabilitación Cruz del Sur de Puerto Natales. La obra implicó una inversión de $172 millones, que fueron aportados por el gobierno regional a una iniciativa postulada por la municipalidad de Natales.

La infraestructura, que pretendía dar cobertura a los más de 500 pacientes que tiene entre sus registros el Centro de Rehabilitación Club de Leones Cruz de Sur, tendría que haberse entregado en mayo de 2016 por parte de la constructora JC.

El proyecto implicaba la construcción de 139,75 metros cuadrados, proyectándose la instalación de vestidores, baños y equipamiento adecuado para la realización de hidroterapia, método que combina la ejercitación de la musculatura en el agua, calificado como óptimo para el apoyo psicomotriz.

Sin embargo la obra, desde las primeras inspecciones, comenzó a presentar deficiencias técnicas. Algunas de ellas detectadas el 2016 implicaron un fuerte intercambio de opiniones entre las autoridades regionales y comunales.

Dichas fallas hoy hacen imposible que sea utilizado por pacientes como los que atiende el Centro de Rehabilitación. El recinto no cuenta con cerámicas antideslizantes, los camarines y baños no son aptos para su uso y sobre todo la piscina presenta graves filtraciones de agua.

Malestar y necesidad

Alejandro Barrientos, papá de Krishna Barrientos Cárdenas, la pequeña de 12 años que sufrió una fractura de cadera que se complicó posteriormente con malos diagnósticos e intervenciones quirúrgicas, manifestó que retornaron desde el hospital Luis Calvo Mackenna, de Santiago, con la orden de efectuar su rehabilitación en una piscina terapéutica, ello porque requiere un tratamiento de bajo impacto. En Puerto Natales es imposible realizar este proceso, tal como le sucede a una serie de pacientes, con los cuales Alejandro se ha contactado.

Ante este escenario decidió viajar al Centro de Rehabilitación Cruz del Sur de Punta Arenas, donde su hija, tras ser evaluada, podrá continuar su tratamiento. De ser así serán dos sesiones semanales, lo que les significará viajar igual cantidad de veces a la capital regional con el costo que ello implica. Expresó que “la única solución que tenemos hasta el momento es viajar a Punta Arenas y hacer el tratamiento allá”.

El tema lo conversó con la gobernadora Ana Mayorga, quien le indicó que la fallida construcción de la piscina terapéutica del Centro de Rehabilitación está judicializado en este momento. En su desesperación, incluso le planteó a la autoridad la alternativa de realizar reparaciones a lo ya realizado, para tener operativa esta infraestructura lo antes posible.

Añadió que “no encuentro justo que tengamos que estar viajando por algo que tendríamos que tener acá hace años”.

Por su parte, Paola Ruiz manifestó que el problema afecta a su hermana mayor, quien desde hace un año está en tratamiento de fibromialgia, el cual considera ejercicios en una piscina terapéutica.

Indicó que hay muchos pacientes con la misma enfermedad que no pueden acceder en Natales a esta importante parte de su rehabilitación. La única alternativa que le queda es viajar tanto a Punta Arenas como a Argentina para tener una respuesta, ello con el consiguiente costo que debe solventar en forma particular.

Añadió Ruiz que “es molesto, da pena y rabia, porque las cosas son como lentas en el tema de la salud especialmente en Puerto Natales”.

Dijo que sin desmerecer los proyectos que se han ejecutado en la comuna “uno siente que en algunos de estos proyectos no hay una fiscalización concreta”.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*