Poblador de 94 años que se encontraba extraviado apareció sin vida en el Parque María Behety

Un ciclista que realizaba un recorrido en las inmediaciones del pulmón verde se enfrentó con el terrible hallazgo, avistando que una persona permanecía tendida en una zona pantanosa. El peritaje dactiloscópico estableció que se trataba de Ciro Pérez Elgueta, de 94 años.

Un terrible hallazgo tuvo lugar en la mañana de ayer al interior del Parque María Behety, al sur de Punta Arenas, cuando un ciclista recorría el referido recinto avistó la presencia de un cuerpo tendido en pequeño estero que atraviesa el pulmón verde.

Eran las 11,30 horas de este sábado cuando esta persona alertó a Carabineros del hecho, concurrieron a lo menos tres patrullas policiales por una entrada no habilitada de calle Manuel Rodríguez, los que constataron in situ la veracidad de la denuncia, como también que la víctima se encontraba sin vida.

Debido a lo anterior, el cadáver fue cubierto con una lona y se informó del suceso al fiscal de turno Fernando
Dobson, quien instruyó a los funcionarios de la Brigada de Homicidios y los peritos forenses del Laboratorio de Criminalística de la Policía de Investigaciones (PDI) realizar las diligencias correspondientes para poder establecer la identidad del fallecido.

Cabe consignar que en la tarde del viernes se había interpuesto una denuncia por presunta desgracia respecto de un adulto mayor, quien a eso de las 14 horas habría salido de su domicilio para -supuestamente- ir a cobrar su pensión, siendo visto por última vez en la intersección de las calles José Menéndez con O’Higgins, en el sector céntrico.

La desesperación de los familiares era evidente, puesto que transcurrían las horas y el hombre de 94 años no aparecía, por lo que tras enterarse de este hallazgo de cadáver se trasladaron hasta el Parque María Behety para realizar el reconocimiento de rigor.

Tristemente, el cuerpo correspondía a la persona extraviada, quien fue identificado como Ciro Pérez Elgueta, información que fue corroborada científicamente tras un peritaje dactiloscópico que llevaron a cabo los detectives, estimándose que su data de muerte fluctuaba entre 18 a 20 horas aproximadamente.

En el mismo contexto, el comisario Orlando Yáñez de la PDI, aseguró que estaría descartada la intervención de terceras personas en esta muerte “Se tiene como principal antecedente que este caballero tenía alguna enfermedad como demencia senil y otras más que le aquejaban, entonces se está iniciando la investigación para poder determinar los motivos que pudo haber tenido la persona para estar en este sector”, complementó.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*