Asesino de joven natalina denunció intento de violación en cárcel de La Serena

Ahora está pidiendo ser trasladado hasta un recinto penitenciario en Puente Alto, solicitud realizada por su abogado al Tribunal, argumentando las medidas de seguridad.

Diego Molina Guerrero, asesino de la joven natalina Priscila Vera Mancilla, nuevamente está causando noticia. Esta vez en la cárcel de La Serena, lugar donde fue trasladado hace un tiempo.

Ayer, el diario electrónico El Magallánico consignó el nuevo episodio que protagonizó el sujeto, luego de que su defensor presentara un recurso que busca que su cliente sea trasladado hasta la cárcel de Puente Alto, ahora porque habrían intentado violarlo al interior del penal.

“El señor Molina refirió sentir profundo temor de sufrir ataques de la población penal y haber sido víctima de amenazas y de un intento de violación, ello motivado por el hecho por el cual cumple una condena de presidio perpetuo simple por un delito de homicidio calificado ocurrido en Puerto Natales (…) En este contexto, el interno estima que su seguridad y tranquilidad sólo se vería garantizada si se le permite permanecer en el módulo 62 del CP de La Serena”, señaló el primer escrito interpuesto por el defensor.

Antes de llegar al recinto penitenciario de La Serena, el condenado ya había sido trasladado anteriormente, considerando que ya se habrían registrado episodios de violencia.

“Constantemente, ha sido hostigado por otros internos en consideración al delito por el cual fue condenado, incluso ha sido agredido en diversas oportunidades, quedando constancia de las lesiones sufridas en los formularios de constatación de lesiones observadas el 21 de junio de 2018, el 18 de julio de 2018 y el 02 de noviembre de 2018”, señalaba el recurso interpuesto en dicha oportunidad.

En la actualidad, Molina había presentado el requerimiento de traslado a otras dos cárceles de Chile, pero éste fue rechazado, situación que llevó a Molina a solicitar ser trasladado a Puente Alto.

Condenado

Recordemos que Diego Molina fue condenado por los hechos ocurridos el 28 de octubre del 2015. Alrededor de las diez de la mañana, Diego Molina Guerrero viajó a Puerto Natales para reunirse con Priscilla Vera, a quien conocía hace un año. “Ambos habían quedado de reunirse a consumir droga ese día. Molina se registró en un hostal utilizando un nombre falso para ocultar su identidad. Además, Molina traía consigo, oculto entre sus vestimentas, un cuchillo que se había procurado con anterioridad en la ciudad de Punta Arenas”, detalló la Fiscalía.

Ese día, alrededor de las 19.00 horas, Molina se dirigió al local comercial , donde trabajaba Priscilla y luego de conversar con ella, a lo menos una hora, “y bajo la promesa del consumo de drogas, la llevó a tomar un taxi y la condujo al sector de Huertos familiares, zona alejada del centro urbano de la ciudad, despoblada y oscura, dado que ya eran aproximadamente las 22.00 horas.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*