Sorprendente recuperación: dieron de alta a joven aplastado por su vehículo

Luego de una sorprendente recuperación, Francisco Vilovic Gallardo, 22 años, fue dado de alta por lo que dejó la Clínica Magallanes. “Infinitas gracias a todos por tanta preocupación, cariño y los mejores deseos. Francisco ya fue dado de alta”, señaló la familia en la tarde de ayer. El joven fue aplastado por su propio automóvil durante la mañana del miércoles 1 de julio, producto de lo cual resultó con un politraumatismo de carácter grave, debiendo ser internado en la Unidad de Paciente Crítico durante casi una semana.

Susana Gallardo, la mamá, agradeció de manera muy especial al personal de Carabineros, porque fueron los primeros en llegar al sitio del accidente y entregar el apoyo necesario para rescatarlo. Su agradecimiento también se extendió a la tarea desplegada por Bomberos y al equipo del Samu, quienes participaron tanto en el rescate del joven como en el auxilio médico de la víctima. “Todos ellos ayudaron para que mi hijo se pudiera recuperar…Nosotros estamos súper agradecidos de toda la gente que se unió en oraciones y que se preocupó por él”, complementó.

Cabe consignar que las primeras personas que concurrieron en su auxilio el día del accidente, no consiguieron levantar la carrocería bajo la cual se encontraba aplastado Francisco, por lo que se comunicaron al nivel 133 de Carabineros. Una patrulla policial que circulaba relativamente cerca, al mando del sargento Angel Salas Guzmán, tardó apenas 50 segundos en llegar al lugar donde se estaba produciendo la emergencia y prestó el socorro necesario, hasta que se contó con la presencia de voluntarios de la Cuarta Compañía, Bomba Croata.

El accidente se desencadenó cuando el joven mecánico y estudiante de Ingeniería arreglaba su vehículo. Para ajustar algunas piezas recurrió a un “gato mecánico”. Lamentablemente, cuando estaba haciendo la revisión, el dispositivo cedió y el vehículo lo terminó aplastando, provocándole graves lesiones.

Susana reconoció que fue un momento muy complejo y es que el joven enfrentaba un complejo diagnóstico médico que hicieron temer por su vida. “Vimos tan mal al Frane (como lo llama su familia) que no pensamos que se fuera a recuperar tan rápido, pero fueron pasando los días y de a poco comenzó a recuperase y ahora ya está en la casa”.

Tras el grave accidente la víctima fue internada en la Uci del Hospital Clínico, donde debido a su favorable evolución, hizo posible el retiro del soporte ventilatorio, siendo derivado a la Uti de la Clínica Magallanes, donde estuvo algunos días, para finalmente ser dado de alta.

La Prensa Austral

Be the first to comment

Deja un comentario