PUNTA ARENAS: POR INCUMPLIMIENTO DE DISTANCIAMIENTO ENTRE TRABAJADORES Y OTRAS FALENCIAS, SEREMI DE SALUD PROHIBIÓ FUNCIONAMIENTO DE PESQUERA

Como parte de las acciones de fiscalización que desarrolla la Secretaría Regional Ministerial de Salud a diferentes establecimientos y empresas para contener la pandemia de COVID-19 en la región, se inició un sumario y prohibición de funcionamiento a una pesquera de Punta Arenas, ubicada en calle Las Heras, por deficiencias en implementación de las medidas preventivas de coronavirus.

En la inspección se constató que no se respetaba el distanciamiento social y no todos los trabajadores utilizaban mascarilla. De igual forma, este implemento no era proporcionado por el empleador en las cantidades suficientes, teniendo que los propios trabajadores adquirirlas.

Además en esta inspección no se indicaba el aforo o capacidad de las diferentes dependencias del recinto, como por ejemplo comedor y vestidores. En el casino de la planta se establecía un turno de colación de 10 trabajadores, no cumpliéndose con el distanciamiento social de mínimo un metro en este espacio, además de disponer de alcohol gel sin el registro del Instituto de Salud Pública (ISP), entre otras deficiencias.

La SEREMI de Salud, Mariela Rojas, explicó que “en este momento de pandemia que vivimos, es fundamental reforzar las medidas preventivas para evitar contagios y, además, contener este virus. Es por eso que como hemos repetido incansablemente, tenemos que incorporar en nuestra vida diaria diversas acciones preventivas y esto incluye a los empresarios y comerciantes. No respetar el distanciamiento en los lugares de trabajo, donde las personas desarrollan labores durante muchas horas en espacios cerrados como las pesqueras constituye un  importante riesgo. A su vez, el no proporcionar los elementos de protección personal a sus trabajadores o no entregarlos en la cantidad adecuada.”

Agregó que “entendemos que una situación como la hoy vivida puede generar molestias a los propietarios o a los propios trabajadores, pero debemos considerar que estamos frente a un virus que ataca a las personas de forma diferente, desde una enfermedad leve hasta cuadros de gravedad e inclusive fallecimientos. Lo que se haga correctamente y lo que se deje de hacer, en desmedro de la protección de la salud de las personas, puede marcar la diferencia entre la prevención y la ocurrencia de contagios masivos y brotes que pueden ser llevados, sin querer, por los propios trabajadores a sus hogares, exponiendo a sus familias y en especial a los grupos de región”

La Autoridad de Salud enfatizó que si bien las cifras de casos nuevos han disminuido, no es momento de relajar las medidas de protección. La irrupción del COVID-19 en el país y la región hace necesario que los empleadores deban adaptar sus procesos para proteger a sus trabajadores y evitar contagios. Se trata de acciones que nos benefician a todos.

 

Be the first to comment

Deja un comentario